Pelayo: “Lo único que ha hecho el PSOE en la Comisaría es retrasar la obra” Imprimir
Lunes, 01 de Abril de 2019 15:24

La número 1 del PP al Congreso lamenta que el Gobierno de Pedro Sánchez vuelva a dar otra fecha para terminar la Comisa-ría de Policía Nacional

García-Pelayo recuerda que la Comisaría es un proyecto del Gobierno del PP reflejado sólo en Presupuestos elaborados del PP, votados en contra por el PSOE

El PP señala que Grande-Marlaska ya anunció en octubre que las obras estarían listas en febrero

El ministro del Interior respondió por escrito que el Gobierno de Pedro Sánchez vendería el edificio de la actual Comisaría del Arroyo

27 marzo.- El ministro del Interior dijo el pasado mes de octubre en respuesta por escrito que la nueva Comisaría de Policía Nacional estaría lista en febrero, cuatro meses después de lo inicialmente previsto. Una fecha a todas luces incumplida, como recuerda la número 1 del PP al Congreso, María José García-Pelayo, tras la visita a Jerez del ministro del Interior.

García-Pelayo lamenta que el ministro del Interior no haya tenido tiempo de ocuparse de Jerez hasta que no lo han obligado a presentarse a las elecciones por esta provincia que, está claro, no conoce. “En octubre dijo que en febrero y ahora, en plena campaña, promete que para verano. El PSOE se encontró el proyecto, la obra y el presupuesto y lo único que ha hecho es retrasar su finalización y puesta en servicio”, señala García-Pelayo.

La dirigente popular ha recordado que la Comisaría de Policía Nacional de Jerez fue un proyecto del Gobierno del PP que se encargó del proyecto, de iniciar las obras, de dotar las partidas económicas en los presupuestos, mientras que el PSOE no sólo no ha hecho ningún Presupuesto, sino que votó en contra de las partidas para la Comisaría y se encontró una obra en su recta final que ya lleva dos retrasos en nueve meses de Gobierno de Pedro Sánchez.

María José García-Pelayo ha exigido al ministro que aclare si decía la verdad cuando en octubre anunció que la intención del PSOE era vender el edificio de la actual Comisaría del Arroyo para recaudar fondos para el Gobierno o ahora, como candidato impuesto, que dice que el edificio tendrá un uso público.